Productividad

Satisfacción laboral: 5 consejos para recargar energía durante las vacaciones

La rutina diaria y la cantidad de situaciones por las que deben responder durante el año puede convertirse en un problema para los líderes y los colaboradores en las organizaciones si no destinan un tiempo adecuado para descansar y recargar baterías.

Las vacaciones son periodos necesarios para desconectarse del día a día de la empresa, evitarlas sólo va a lograr que el cansancio se acumule que pueda aparecer la dañina adicción al trabajo y que la productividad se disminuya con el paso del tiempo.

Sin embargo, ahora que estamos viviendo en plena era tecnológica, desconectarse efectivamente del trabajo durante las vacaciones puede convertirse en un reto realmente complicado de lograr. Pero permanecer enganchado día y noche durante todo el año con la oficina no hará más que quemarnos, tal y como lo explicábamos en esta entrada, y reducir nuestra motivación y satisfacción laboral.

La mejor manera de descansar y relajarse es desconectándose por completo de esa gran cantidad de dispositivos y pantallas digitales que hoy existen para administrar y ejecutar el trabajo en la compañía. Ya sean smartphones, tablets, o computadores portátiles, la clave de un descanso y una recarga efectiva en el ánimo y la energía se logra a partir de apagarlo todo y sumergirse en el mundo, no virtual, que nos rodea.

Hoy les traemos 5 consejos para tener en cuenta a la hora de poner en marcha las vacaciones y lograr esa desconexión digital. Veamos:

1. Programe su correo electrónico:

Programe su correo para enviar una respuesta automática a cada mensaje que reciba en la que indique que está en vacaciones y la fecha en la que estará de vuelta en el trabajo, así la gente lo sabrá y dejará de recibir tantos mensajes durante su periodo de descanso. Comprométase a no acceder a su correo durante ese tiempo y obtendrá un mejor descanso, sin preocupaciones ni pensando en las tareas que deberá retomar al regreso al trabajo.

2. Libérese de las redes sociales:

Este es tal vez el tema más complicado, hoy consultamos los social media cada media o una hora para interactuar con amigos, subir fotos o comentar la actividad de los otros usuarios. Muchas personas también los usan como herramienta de trabajo y se comunican con compañeros por medio de ellos.

Lo mejor que puede hacerse es simplemente no conectarse a ellos durante sus vacaciones, esto limitará el exceso de información y logrará una desintoxicación tecnológica que hoy por hoy es realmente necesaria, aunque sea sólo por unos días.

3. Vaya a lugares sin conexión:

Aunque no lo creamos, existen muchos lugares para tomar vacaciones en los cuales no se presta el servicio de internet e incluso no existe señal de los operadores de teléfonos móviles, con lo cual no se va a poder tener acceso a la red ni aunque se tenga la tentación.

Algunos pueblos pequeños, las zonas montañosas y algunas costas siguen resistiendo a la tecnología y no tienen acceso a internet tal y como lo tenemos en las ciudades. Es una buena idea que ayudará a desconectarnos.

4. Lleve libros y revistas:

Los libros y las revistas son la mejor compañía a la hora de realizar un proceso de desconexión digital. Dejar de lado las tablets, el iPad y el Kindle durante las vacaciones es la mejor idea para retomar el contacto con el papel y leer un buen texto que nos aleje del agite del día a día en la compañía.

No llevar esos dispositivos a las vacaciones hará que evitemos la tentación de acceder a internet. Sin duda la literatura logrará que nuestra mente se refresque y regrese llena de energía al trabajo.

5. Límite al máximo el celular:

En los consejos anteriores hemos sugerido dejar de lado absolutamente cualquier medio de comunicación con la organización, pero también es cierto que es imposible no llevar un teléfono al viaje, aun cuando dejemos de lado otros dispositivos móviles.

Si es imposible realizar una desconexión total, entonces asigne un estricto límite de tiempo para revisar su correo y las llamadas una vez al día. Un máximo de media hora al día estaría bien si no podemos evitar el tema por cuestiones de fuerza mayor.

Así las cosas, el objetivo al tomar un periodo de vacaciones es recargar completamente nuestro ánimo y energía para retomar las tareas de la mejor manera y obtener el mejor rendimiento y productividad posibles.

La satisfacción laboral depende de tener unos tiempos de descanso adecuados, de evitar la sobrecarga de trabajo y de destinar el tiempo necesario para equilibrar la vida personal con la laboral. Aunque parezca complejo, podemos intentarlo y ver los resultados al regreso del descanso.

Evalúe el desempeño de su equipo fácilmente y aumente la productividad y la retención de talentos en su organización

Artículos Relacionados