Productividad

Delegar tareas, clave para aumentar la productividad

Algunos gerentes y jefes no son muy proclives a delegar tareas y prefieren tener cada aspecto de su negocio bajo control. Sin embargo, esta práctica puede convertirse en un gran obstáculo para la productividad de la compañía ya que a medida que esta crece va a ser imposible hacer todo por sí solo. Confiar en el equipo de trabajo es clave para tener éxito.

Lea también: Los 5 estilos de liderazgo en las organizaciones

Delegar tareas es un asunto complicado debido a que implica un cambio en la forma de trabajar, pero sin duda significará una mejora en su carrera y en la forma como sus colaboradores perciben su liderazgo. Aunque existan proyectos que fueron creados y supervisados desde el principio por usted, siempre es posible asignarlos a otras personas y evaluar los resultados al final.

Recomendamos: 5 Señales de un líder tóxico

Por esto, hoy tenemos 5 razones para que se convenza de una vez por todas de delegar tareas, empezar a confiar plenamente en su equipo y aumentar la productividad de su compañía:

  1. Nuevas responsabilidades:

 Tal vez en su cargo anterior estaba al frente de una tarea en particular, pero ahora existen nuevas cosas por las que responder. Realizar tareas que no corresponden a su nuevo cargo lo distraerá de sus prioridades y desmotivará a las personas que ahora están a cargo de ese proyecto y que son capaces de completarlo con éxito.

  1. Desarrollo de los colaboradores:

 Si usted ocupa cargos directivos es porque antes alguien confió en su capacidad y lo promovió hasta ese lugar delegándole nuevos retos. Una de las responsabilidades más importantes de los jefes es desarrollar profesionalmente a sus colaboradores para aprovechar su potencial y verlo reflejado en la productividad personal y global de la compañía. Enfocarse en el desarrollo de sus colaboradores lo llevará a obtener grandes resultados.

Recomendamos: 3 Razones para gestionar sus recursos humanos en la nube

  1. Confianza en sus empleados:

 La microgestión de absolutamente todo lo que hacen sus empleados no es una buena idea. Es cierto que necesario explicarles el protocolo que deben seguir para cumplir sus tareas y darles las indicaciones generales, pero estar encima de ellos todo el tiempo envía un pésimo mensaje a su plantilla: no existe confianza en su trabajo ni en sus capacidades profesionales.

Lea más acá: 3 Razones para flexibilizar el mando en su empresa

  1. Retroalimentación efectiva:

 Usted ha conformado un nuevo equipo de trabajo, pero ellos aún no cuentan con el apoyo y la retroalimentación necesarios para cumplir los objetivos. Ningún extremo es bueno, ni estar todo el tiempo sobre sus colaboradores ni abandonarlos sin darles ninguna indicación hasta el día que deben entregar sus tareas. La retroalimentación constructiva y el acompañamiento adecuado son vitales en el proceso, incluyendo elogios cuando es debido y consejos cuando algo se está haciendo mal.

Aprenda más acá: 4 Consejos para realizar un proceso de retroalimentación constructivo

  1. Trabajo colaborativo:

Los grandes proyectos en una compañía están compuestos por una gran cantidad de elementos y tareas, lo cual exige que deban ser divididas entre varias personas para completarlas con éxito. Para que eso pueda lograrse, cada miembro del equipo debe estar motivado y trabajando hombro a hombro con sus compañeros, sabiendo que cuenta con el apoyo de ellos y que todos están enfocados en el objetivo común.

Aprenda más: Cómo ejercer un verdadero liderazgo colaborativo

Delegar responsabilidades es clave para que cada uno de los miembros del equipo entienda cuál es su papel en el proyecto, cuál es la meta que persigue, cómo aporta su trabajo para alcanzarla y asuma sus responsabilidades. Si no tienen claro esto, no van a poner todo su esfuerzo en un proyecto del que no sienten que hacen parte ni de la importancia de su presencia para el éxito del mismo.  

Es el momento de empezar a confiar en su equipo, delegarles tareas e impulsar a esas personas de las que se sentirá realmente orgulloso. Recuerde que la delegación es una competencia esencial para ejercer un liderazgo exitoso.

Evalúe el desempeño de su equipo fácilmente y aumente la productividad y la retención de los mejores talentos en su organización

Artículos Relacionados

0 Shares
Tweet
Share
Share