Recursos Humanos

[Guía práctica] 5 Pasos para aplicar la metodología agile en RR.HH.

La metodología agile es la filosofía de trabajo que permitió al equipo de campaña del expresidente Barack Obama asegurar su reelección en 2012. Y no solo eso, también ha sido utilizada por empresas como Google, Netflix y Spotify para catapultar sus resultados hasta convertirse en grandes emporios tecnológicos. Por lo anterior, agile en recursos humanos es una gran alternativa.

Se trata de una forma de trabajo donde se privilegian los resultados sobre las jerarquías y la burocracia. Contrario a los modelos de negocio tradicionales, aquí los colaboradores comparten las mismas metas y trabajan de forma flexible para crear productos y servicios que impacten de forma positiva los resultados de la organización.

Imagine que en su empresa no existen divisiones por áreas ni departamentos, sino que los colaboradores se van organizando en pequeños equipos de acuerdo a las exigencias de un proyecto que debe ser entregado en un plazo que puede ir de dos semanas a tres meses.

Cada cierto tiempo un supervisor (scrum master) revisa los avances, evalúa su desarrollo y da pautas para seguir avanzando. Esta es, a grandes rasgos, la metodología agile.

Cómo nació

Suponga que reconocidos líderes como Mark Zuckerberg, Bill Gates, Jeff Bezos, Meg Whitman y Susan Wojcicki se reúnen hoy a hacer una evaluación de sus empresas, lo que implica hablar de los métodos de gestión que utilizan y las estrategias que implementan con el objetivo de encontrar áreas de mejora que sirvan para todos.

En 2001 sucedió esto que acabo de narrar.

Se reunieron en Utah un grupo de desarrolladores de las principales empresas de tecnología en EE.UU. que estaban en desacuerdo con las estrictas reglas que existían en la época para el desarrollo de software. De este encuentro resultó el ‘Manifiesto Agile’, que tiene los siguientes principios:

  • Individuos e interacciones, sobre procesos y herramientas
  • Software funcionando, sobre documentación excesivo
  • Colaboración con el cliente, sobre negociación contractual
  • Respuesta ante el cambio, sobre seguir un plan

Leer más: 3 Habilidades imprescindibles para liderar el área de RR.HH. 

Usar agile en Recursos Humanos

Como ya lo dijimos, esta metodología favorece la innovación, une al equipo para trabajar en metas comunes y se focaliza la atención sobre las personas. Pero ahora mismo se debe estar preguntando, ¿cómo puedo gestionar el talento humano en una empresa cuyos equipos cambian constantemente?

Aquí le vamos a dar algunas ideas para empezar a usar agile en su área de gestión humana:

  1. Adoptar nuevos modelos de gestión

Existen modelos de contratación como el de online staffing que pueden servirle para obtener al mejor talento humano en menor tiempo y sin destinar tantos recursos.

También puede contemplar marcos de trabajo como el SAFE (Scaled Agile Framework) y el modelo de gestión por competencias que le pueden ayudar a organizar a su fuerza de trabajo.

  1. Implementar procesos más flexible

La clave de la metodología agile es la flexibilidad. ¡Evite a su equipo los procesos tediosos y repetitivos! Facilite los intercambios de ideas entre las áreas y promueva una sinergia positiva entre todos.

Esto, a su vez, mejorará la capacidad de adaptación de la empresa para sobrevivir a los constantes cambios del mercado.

Recomendamos: 3 Consejos para implementar un horario flexible en su empresa

  1. Evaluar al talento humano

A pesar de que las formas de organización ágiles sean flexibles y cambien a lo largo del tiempo para adaptarse a nuevas exigencias, lo ideal es contar con mecanismos que permitan medir el desempeño de forma objetiva para descubrir áreas de mejora que le permitan al área de RR.HH. saber cómo ayudarlos a mejorar.

  1. Mejorar la experiencia del empleado

Otra de las claves es el compromiso de los colaboradores, que solo puede lograrse mediante una experiencia de trabajo integral que involucre un clima laboral positivo, planes de bienestar y jornadas de formación.

Lo ideal es brindar las condiciones más adecuadas para que el equipo pueda adelantar de forma efectiva sus tareas.

  1. Brindar feedback constante

En los scrum se suelen realizar sesiones diarias en las que cada miembro explica tres cosas: qué labores ha realizado, qué tiene pendiente y qué problemas no le han permitido avanzar.

Adopte la anterior dinámica en su empresa para dar retroalimentación de manera periódica y afianzar un lazo de cercanía y confianza con el equipo.

Métodos más usados 

Contrario a lo que se pueda pensar, los métodos ágiles privilegian el orden sobre el caos al introducir una especie de disciplina que busca eliminar los desperdicios, potenciar al equipo y centrarse en la calidad del trabajo.

La idea es que los colaboradores piensen en conjunto y se ayuden unos a otros y algunos de los métodos que permiten alcanzar esto son:

  • Scrum
  • Kanban
  • Lean

Sin lugar a duda, las empresas también se pueden beneficiar de las metodologías agile en recursos humanos al facilitar la implementación de formas de trabajo innovadoras que se basan en el rendimiento y, al mismo tiempo, lograr un nivel muy alto de colaboración y comunicación entre todos los miembros del equipo.

Evalúe el desempeño de su equipo fácilmente con Acsendo Flex y obtenga resultados estratégicos de forma ágil y sencilla

Artículos Relacionados