[Podcast] Cómo se mide el desempeño en el trabajo: métodos más usados

Tiempo de lectura 3 minutos

Si eres nuevo midiendo el desempeño es necesario tener presente un aspecto muy importante. Se trata de los dos enfoques desde los que se puede evaluar el desempeño: por resultados o por competencias. 

En el programa anterior te contamos más sobre estos dos enfoque y además te explicamos para qué sirven estas evaluaciones y cuándo es momento de cambiarlas. Te recomendamos oír primero el capítulo 1 de este especial, así no te perderás ningún detalle. 

En este nuevo episodio te contaremos cómo medir el desempeño y cuáles son los mecanismos que más utilizan las empresas para esto. Escúchalo ahora. 

Cómo medir el desempeño: enfoques clave 

Hablando de nuevo de los enfoques para medir el desempeño: por resultados o por competencias, hay que decir que los instrumentos para esta medición cambiarán en función de varios factores, como: 

  • El sector o la industria de tu empresa
  • El  número de colaboradores
  • Las herramientas tecnológicas disponibles
  • Lo que quieran lograr 
  • Y hasta del país donde se ubique la compañía.

También, hay que tener en cuenta que cuando hablamos de medir el desempeño por resultados nos referimos a las metas que logra tu personal; mientras que en competencias la clave está en el potencial de tus colaboradores. 

Para estos dos enfoques existen diversas herramientas para medir el desempeño, ¿pero cuál es la mejor para tu compañía? Hablamos con Sergio Forigua, Especialista en gestión humana y evaluaciones de desempeño en SERO SAS, quien nos ayudó a responder esta y otras preguntas sobre este tipo de evaluaciones.

En Acsendo te ayudamos a impulsar el potencial de tu equipo encontrando las competencias que realmente necesitan, conoce nuestro módulo de competencias.

Variables a tener en cuenta para medir el desempeño

Aunque es común que  las evaluaciones de desempeño tengan una connotación negativa entre el personal según Sergio Forigua, es importante tener una planeación previa del proceso para que se pueda obtener la información que nos permita tomar mejores decisiones. 

Entre las variables a tener en cuenta están: 

  • Sensibilización del proceso: para qué sirve, quiénes participan.
  • Ejecución del instrumento: los líderes deben asesorar a los colaboradores para que entiendan los instrumentos.
  • Deseabilidad social: se debe garantizar la mayor transparencia en el proceso. 
  • Retroalimentación: para que esta evaluación funcione es necesario comunicar qué está bien y qué se puede mejorar.  

Si deseas conocer más aspectos clave de estas variables, escucha la entrevista completa en el segundo episodio de este especial.

Te puede interesar: 6 Consejos para evaluar el desempeño laboral de forma efectiva y transparente

Instrumentos más comunes al medir el rendimiento 

La mejor forma de evaluar objetivamente el rendimiento de los colaboradores es con una evaluación de desempeño 360°, también conocida como evaluación de competencias 360 o feedback 360. 

En ella se involucra a todas las personas relacionadas con el evaluado y su trabajo: sus colaboradores, sus colegas, sus jefes, además de incluir su autoevaluación.

Otros instrumentos conocidos para medir el desempeño laboral incluyen: 

  • Escalas gráficas
  • Elección forzada 
  • Investigación de campo 
  • Grupos focales
  • Incidentes críticos
  • Comparación por pares
  • Matriz 9-box (Mide potencial y desempeño al tiempo) 
  • Encuestas
  • O evaluación por competencias

Encuentra aquí otras 3 Evaluaciones para medir el desempeño de tus colaboradores 

Escoge adecuadamente el mecanismo de medición del desempeño 

Según Segio Forigua, existen una serie de claves que te permitirán escoger el mecanismo de evaluación de realmente necesita tu empresa. Para ello debes empezar por responder a la pregunta ¿ qué quiero lograr con estas mediciones? 

Una vez tengas la respuesta, debes escoger el mecanismo teniendo en cuenta estas 4 claves: 

  1. Alineación: el método debe estar alineado con los objetivos y la estrategia del negocio. 
  2. Prioridad: el instrumento elegido debe darle prioridad a lo que realmente necesita ser evaluado.
  3. Ventaja competitiva: surge de la forma de hacer las cosas y entenderlo puede ayudarte a escoger mejor lo que debes medir.
  4. Toma de decisiones:  Si al final del día la herramienta no te permite tomar decisiones, no es lo que necesitas. 

Te recomendamos leer: [Checklist] Cómo hacer una evaluación de desempeño por metas  

Recuerda que una evaluación de desempeño es como el cimiento de un edificio. Ayudará a tu empresa a tener una mejor estructura. Identificar oportunamente las capacidades, retos y el desempeño de los colaboradores puede llevar a una organización a cumplir sus objetivos mucho más rápido. Así que, para tomar mejores decisiones, comienza a medir el desempeño en tu compañía. 

0 Shares
Tweet
Share
Share